sábado, 22 de marzo de 2008

Extraño a mi padre, I started to cry




Sentí necesidad de repetir éste post previo, el otro día fue el cumpleaños de mi padre.

Extraño que lo extrañe. Siempre hablamos poco,trabajaba lejos, la relación era buena y distante, jamas me retó,no se quejaba de sus dificultades, estaba orgulloso de mis logros unversitarios y profesionales. Se jubiló para empezar a disfrutar una vida que fue durísima con él, përdida de todo su patrimonio en Hungría a manos de los rusos,perdida de su familia y amigos, una primera viudez, venir a vivir a un país ya de grande donde el idioma le costó muchísimo aprender, vivir bajo algo que jamás entendió: la falta de cumplimiento de la palabra dada. Estafas de socios e incumplimientos de toda índole. Tenía algo distinto: era Noble, no por dinero sino por pertenecer a un linaje húngaro de siglos de nobleza bien entendida, algo asi como Conde, y como típico de mucho "cultura argentina" ridiculizada aquí, por ejemplo: A la mujer la saludaba levantando su mano y acercandola a su boca, como un gesto de galantería. Falleció en 1982, en medio de la guerra de las Malvinas, cuando la revista GENTE decía "Vamos Ganando" en su portada. El me dijo ahí: " Guerra perdida, no saben donde se metieron, los ingleses no permiten ësto, los norteamericanos son sus socios incondicionales (USA aun no habia intervenido.. estaba en la OEA apoyando a nuestro país) y Argentina se metió a pelear con los dos paises que ahora deciden el mundo." Despues recordé: en 1945 USA e Inglaterra le dieron a la Unión Soviética la propiedad de Hungría entre otros paises y el derecho de la muerte y vida de su gente. En 1955 cuando Hungría desafió esa esclavitud, USA y Gran Bretaña le dieron el visto bueno para que los húngaros fueran aplastados por sus tanques y masacrados. Quizas la reiteración de lo mismo en Irak, me haya traído estos recuerdos. Quizas porque no me acostumbro a vivir en un país donde no se cumple la palabra dada. Quizas porque no vi que la broma era sobre mi, y empezé a llorar y todo el mundo comenzó a reir...y miré al cielo.